Shopping Cart

No hay productos en el carrito.

Papaya (ud)

8,00

Origen: Brasil.

La planta de la papaya es una planta herbácea procedente de la familia de las Caricaceae. Su fruto, la papaya puede ser conocido también por los nombres de papaya, papayón, fruta bomba, olocotón, papayo, mamón, lechosa o lechoza. Es una fruta tropical de gran tamaño, cuyo origen viene de México, pero ya se cultiva en varias regiones del mundo, como por ejemplo en Canarias.

Propiedades y beneficios:

Contiene vitamina B1, B2 y B3 al igual que C, A y K y minerales tales como el calcio, fósforo, hierro, potasio entre otros. Es una de las mejores frutas si sufres problemas digestivos gracias a la enzima papína, que sólo la contiene la papaya. Evita el estreñimiento ya que contiene mucho agua y fibra. También es antioxidante pero no previene el envejecimiento. Es una fruta muy poco calórica debido a que casi no contiene hidratos de carbono. La papaya es buena para nuestra piel y cabello promoviendo el crecimiento del mismo. Nos ayuda con las defensas del organismo gracias a su vitamina C. Es un gran cardioprotector gracias a la fibra, el potasio y las vitaminas que contiene. Contiene colina, y nos ayuda con el sueño y el movimiento muscular.

Valor nutricional por cada 100gr:

Energía 43Kcal
Carbohidratos 10,8gr
Azúcar 7,82mg
Fibra 1,7g
Sodio 8mg
Agua 88,06g

Conservación y trucos:

La mejor manera para consumir la papaya es haciendo un corte longitudinal. Su interior tiene una pulpa carnosa de color naranja con semillas de color negro que deberás retirar ya que son muy amargas. Su sabor es una mezcla entre melón y albaricoque y si quieres potenciarlo, echa unas gotitas de lima antes de consumirla. Deberá madurar a temperatura ambiente, si está muy madura aguantará en la nevera de 5 a 6 días. La papaya puedes consumirla como fruta o también puedes hacer crema de papaya, mermeladas, batidos. La puedes incorporar al yogurt. Además, las papayas se pueden comer estando maduras; siempre y cuando no tengan marcas en la piel.

Receta y usos en la cocina:

El sabor dulce que tiene la papaya hace que podamos combinarla en platos dulces y salados. Puedes hacer zumos para los desayunos, incorporando mango. O en una deliciosa macedonia de frutas. Para comer puedes incorporar la papaya a tus ensaladas o hacer una crema de papaya con salmón; para la salsa de papaya deberás sofreír 1 pimiento verde y otro amarillo, 1 cebolla y una papaya cortada en tacos y cocina durante 3 minutos aproximadamente. Añade 1/2 vaso de vino blanco y sube el fuego para que el alcohol se evapore. Después añade una pizca de una guindilla y 200ml de caldo de verdura, cuece hasta que la salsa espese y pasa por la batidora.

SUSCRÍBETE A LA newsletter de la huerta

y recibirás ofertas EXCLUSIVAS